* ENVÍO GRATIS EN COLOMBIA SOBRE COP$75.000 (PARA COMPRAS EN NUESTRA TIENDA SOLIDARIA)*

Ingresa a Talento Colectivo

El comercio Justo es un estándar internacional que protege los pequeños productores artesanales y agrícolas a través del fomento de prácticas de consumo responsable y la creación de sistemas de apoyo que les permitan recibir mejores ingresos por sus productos y participar de programas de fortalecimiento de capacidades para el desarrollo humano y social.

Son 6 años los que llevamos trabajando comprometidos como Fundación Talento Colectivo en el sostenimiento de un modelo ético y transparente de Comercio Justo con mujeres artesanas indígenas wayuu en La Guajira, Colombia.

Y son más de 50 años los que ha recorrido el mundo creando la historia del Comercio Justo. Asimismo hace 28 años fue creada la World Fair Trade Organization (WFTO) que agrupa a más de 324 organizaciones en más de 70 países, e inspira y guía a muchas más, que como Fundación Talento Colectivo se orientan por los 10 principios que establece la World Fair Trade Organization (WFTO) y que deben ser cumplidos por las organizaciones que trabajan en Comercio Justo.

Son los siguientes:

Principios de Comercio Justo – Como los vivimos?

1. Creación de Oportunidades para las mujeres

A través del Proyecto Tejidos Vitales se apoya a muchas madres wayuu quienes participan como socias del emprendimiento.  Para las artesanas actuamos como un Centro de Acopio regulado por normas de comercio justo y dentro de una relación comercial transparente y beneficiosa para todas las partes.

A ellas se les pone a su disposición canales de venta sin costo e inversión, así como campañas y alianzas de mercadeo solidario para sus productos, de forma que las artesanas son visibilizadas, reciben crédito de su autoría, y están en constante capacitación y formación humana y para el trabajo. 

Reciben apoyo con la provisión de materiales para facilitar su productividad. Participan de un programa de diversificación y mejoramiento de calidad de sus productos, se entrenan en emprendimiento, comercio justo, negocios éticos y desarrollo sostenible. Asimismo reciben apoyo y formación a nivel personal, familiar, y social. Y hacen parte de un colectivo de mujeres que fortalece su identidad personal y colectiva, así como su incidencia positiva en la sociedad.

 

Artesanas de la Fundación Talento Colectivo como invitadas especiales en charla dictada por Talento Colectivo acerca de Comercio Justo en Expoguajira 2016.

 

2. Transparencia y Responsabilidad

Construimos vínculos basados en la transparencia y en la honestidad, en todos los procesos, y con todos los actores. Tanto artesanas, como clientes, aliados, voluntarios y colaboradores. Con todos ellos compartimos la información relevante del negocio, y todas las operaciones comerciales son públicas y abiertas. Así como los aprendizajes, nuestro modelo busca diariamente la mayor eficiencia para hacerlo replicable. Los pagos a artesanos se hacen de manera pública, sobre la base de acuerdos consensuados, para garantizar equidad de condiciones y precios justos. Somos solidarios con todos nuestros actores por convicción y promovemos que todos los actores lo experimenten de la misma manera.

No hablamos de confianza para construir nuestros procesos. Creamos vínculos sólidos basados en la vivencia de transparencia, responsabilidad, y solidaridad; que nos permiten crear relaciones verdaderamente humanas para hacer negocios éticos, que edifican vidas. 

Sabemos que primero están las personas y después, las transacciones del dinero. No solo pensamos en la producción de utilidades económicas. Construimos pensamiento, a través de acciones que promueven la paz.

Por ahora somos una organización pequeña, con seis años de historia, pocos recursos humanos y económicos, pero completamente honesta y transparente.

Somos transparentes porque somos auténticos sin temor a serlo, sin ambición, y sin afán. Esto es posible porque Talento Colectivo suma los talentos de muchos para crear bienestar, entre todos, con acciones con sentido, día a día.

Estamos convencidos de que los cambios que queremos para un mundo equitativo y en paz no dependen solo de los otros. Dependen de cada uno de nosotros, como ciudadanos del mundo. Y estamos convencidos de que en la transparencia y la responsabilidad radica la clave para que esto sea sostenible.

En la base, somos un grupo mayoritario de mujeres trabajadoras, acompañadas de unos pocos hombres solidarios con nuestra tarea (esposos, hermanos, hijos, amigos, clientes y aliados), y estamos creando una red de ciudadanos del mundo que apoyan nuestra iniciativa de empresa social hasta lograr que sea sostenible. Como clientes solidarios que compren nuestros productos, como donantes de recursos, como colaboradores voluntarios, como socios de nuevas iniciativas que impulsen nuestra labor, como promotores y difusores de ideas de Comercio Justo.

 

Artesanas de la Fundación Talento Colectivo en nuestro taller creativo en Riohacha 

 

3. Prácticas Comerciales Justas 

Llevamos 6 años construyendo un camino de relaciones comerciales justas y con plena honestidad y respeto por las mujeres artesanas wayuu, analizando conjuntamente con los ellas sus costos y tiempos reales de producción, analizando las dificultades del sector artesanal buscando el equilibrio del mercado a favor de las productoras, creando canales de comercialización solidaria, visibilizando a las productoras, haciendo garantía de sus derechos.

A su vez, construyendo relaciones serias, sólidas y de largo plazo con compradores justo que son sensibles a la realidad humana de las tejedoras en condiciones de desventaja económica. Talento Colectivo ofrece garantía de calidad, honestidad, seriedad, y cumplimiento. Cada día es un día de aprendizaje para hacer un proceso más serio, organizado y eficiente, con mejores y más variados productos que ofrezcan no solo una pieza útil y bella en la superficie, sino productos llenos de vida, de corazón, de buenos propósitos. Nuestras mochilas wayuu están cargadas de amor y de sentido. Son mochilas justas. 

Porque comercio justo no es una moda, es un imperativo ético.

 

4. Precio Justo. 

En Comercio Justo, un precio justo:

• Nace de un acuerdo entre todos los involucrados, a través del diálogo y la participación.

• Representa un pago justo a los productores a la vez que puede estar sostenido por el mercado.

• Significa la provisión de una remuneración socialmente aceptable (en el contexto local), considerado justo por los mismos productores.

• Tiene en cuenta el principio de pago igual por trabajo igual tanto para mujeres como para los hombres.

• Se utiliza como un mínimo para el cálculo de los precios de productos, donde existen estructuras de comercio justo.

• Es aquel que los productores capacitados son capaces de asignar a sus productos. Para esto, las organizaciones de Comercio Justo apoyan la capacitación requerida por los productores para lograrlo.

Cumplimos con todos los aspectos antes mencionados, hacemos acuerdos de precios con artesanas y comunidades, y explicamos por qué motivo es urgente reestructurar precios a favor de ellas, ofreciendo el soporte de la organización para lograrlo.

Pero sin duda la operación completa del Comercio Justo va mucho más allá de la transacción económica, del intercambio monetario, para ir hacia la formación integral de productores relacionada con el desarrollo integral de las capacidades de los productores como gestores de su propio desarrollo.

No simplemente compramos mochilas. Somos socios comerciales de las artesanas, y brindamos soporte a toda la operación comercial con transparencia, teniendo claro que primero, están las personas.

Paula Restrepo Directora de Talento Colectivo en reunión con artesanas en Uribia pagando, según lo acordado, de manera directa y transparente, seria y ordenada. el trabajo de Teotiste Ipuana

 

5. No al Trabajo Infantil y al Trabajo Forzoso 

Las niñas wayuu desde temprana edad aprenden con el ejemplo de sus madres, a tejer. Es hermoso ver las madres y sus hijas niñas tejiendo juntas. Pero otra es la historia cuando hablamos del gran riesgo que se presenta cuando ante la carencia de suficientes recursos para la subsistencia las madres y padres fuerzan a las niñas, y en ocasiones a los niños a tejer, pero no se hacen esfuerzos para que los hijos vayan a la escuela. En otras ocasiones se envía a los niños y niñas a vender artesanía sin la compañía ni supervisión de adultos, exponiéndolos a graves riesgos, y presionándolos si no llegan con resultados de venta a casa, exponiéndolos aún más a enfrentarse a situaciones de alto riesgo.

Fundación Talento Colectivo apoya a las madres para que ellas tengan el empoderamiento necesario que les haga comprender que los niños están a nuestro cargo como adultos, y que la responsabilidad de la subsistencia nos corresponde a los padres y tutores de los hijos. También sabemos que los niños que crecen en un entorno sano aprenden los oficios viendo a los padres, apoyándolos en la labor, y en este escenario una jovencita o jovencito pueden apoyar a su mamá tejedora, tejiendo con ella piezas que se venderán para ayudar en la economía familiar. Pero esto solo puede suceder si el niño es a su vez apoyado para estudiar, cuenta con atención de parte de su familia, es alimentado física y espiritualmente, son atendidas todas sus necesidades, incluidas las de recreación y esparcimiento.

Promovemos entre los viajeros a La Guajira, la recomendación de NUNCA comprar artesanías o regalar comida o dinero a un niño o niña que se encuentre en la calle. Con esto se fomentan graves situaciones que pueden terminar en mendicidad, explotación laboral y hasta prostitución infantil. Se debe buscar siempre a un ADULTO cuando se quiera comprar artesanías en la calle, y si el interés es apoyar con recursos a una familia o comunidad, se recomienda canalizar los aportes a través de organizaciones sociales con proyectos serios y sostenibles.

A través de Talento Colectivo puedes apoyar a más de 100 madres wayuu artesanas en el sostenimiento de sus hijos, Te invitamos a hacer parte del cambio!

 

Yaniris Epieyu, tejedora wayuu y su hija de 4 años aprendiendo a tejer a su lado. Foto: Paula Restrepo. Fundación Talento Colectivo. Derechos Reservados.

 

 

6. Comprometidos con la No Discriminación, la Igualdad de Género, el Empoderamiento Económico de la mujer y la Libertad de Asociación.

 

La naturaleza de Talento Colectivo resuena en todas sus acciones con la certeza de que todos los seres humanos somos iguales, y gozamos de los mismos derechos. Todo nuestro trabajo se orienta hacia la restauración del principio de conciencia para entender esto, de manera natural e intrínseca. Trabajamos con mujeres indígenas wayuu, que para nosotros son mujeres, antes que nada. 

 

Somos una organización inicialmente de mujeres, conscientes de que es una manera de iniciar procesos, pero no somos un proyecto exclusivo de y para mujeres, y buscamos la integración de hombres que comprendan los principios de igualdad y trabajen de la mano con las mujeres para liderar juntos procesos de desarrollo de los individuos, las familias, las comunidades, los territorios y las naciones; de la humanidad. 

 

Pago igual por trabajo igual es un principio fundamental en nuestro trabajo diario, inclusive entre mujeres, por supuesto entre hombres y mujeres. Respiramos igualdad, la vivimos a diario, porque decisivamente no existe otra cosa posible. Protegemos amorosamente los niños, y especialmente a las madres gestantes y lactantes. Promovemos  la lactancia materna.

 

Comprendemos que las madres artesanas no necesitan ¨ayudas¨, sino apoyo en la solución de problemas que les aquejan sobre todo la falta de oportunidades de trabajo bien remunerado. Por esta razón impulsamos el Comercio Justo de sus creaciones como primer canal de obtención de recursos. Aunque también canalizamos de manera transparente y responsable donaciones como apoyo a procesos necesarios, pero por sobre todas las cosas impulsamos el empoderamiento de nuestras mujeres asociadas, para estudiar y abrir alternativas que mejoren la vida, cada día. Las invitamos a ser gestoras de su propio desarrollo. 

 

Foto: Durante charla de sensibilización acerca de Comercio justo en el taller de la Fundación Talento Colectivo, mayo 2017, Riohacha.

 

7. Buenas condiciones de trabajo

 

La organización ofrece un ambiente de trabajo seguro y sano para sus empleados y/o miembros. Las organizaciones de Comercio Justo se han de informar sobre  las condiciones de salud y seguridad de los grupos productores que les venden los productos. Buscan, en forma permanente, crear conciencia sobre los temas de Salud y seguridad y mejorar las prácticas de salud y seguridad de los grupos productores.

 

8. Desarrollo de Capacidades

 

La organización busca aumentar los impactos positivos del desarrollo para los pequeños productores marginalizados, a través del Comercio Justo.

La organización busca desarrollar las habilidades y capacidades de sus propios empleados o miembros. Las organizaciones trabajan directamente con los pequeños productores  en el desarrollo de actividades específicas para ayudar a estos productores a mejorar sus habilidades de gestión, capacidades de producción y el acceso a los mercados de Comercio Justo locales/regionales/internacionales y otros apropiados. Las organizaciones que compran productos de Comercio Justo a través de intermediarios de Comercio Justo en el sur ayudan a estas organizaciones a desarrollar sus capacidades para apoyar a los grupos productores marginalizados con quienes trabajan.

9. Promoción del Comercio Justo

La organización da a conocer los principios del Comercio Justo, y la necesidad de una mayor justicia en el comercio global a través del Comercio Justo. Promueve los objetivos y actividades del Comercio Justo de acuerdo con la capacidad de la organización. La organización proporciona a sus clientes información sobre si misma, los productos que comercializa, y las organizaciones productoras o miembros que hacen o cosechan los productos. Siempre utiliza técnicas honestas de marketing y publicidad.

 

10. Respeto por el Medio Ambiente

Las organizaciones que producen productos de Comercio Justo maximizan el uso de las materias primas que vienen de orígenes sustentables dentro de su propia región, comprando de productores locales siempre que sea posible. Usan tecnologías de producción que buscan reducir el consumo de energía y siempre que sea posible usan tecnologías de energía renovable que minimizan las emisiones de gas de efecto invernadero que dañan al medio ambiente. Buscan minimizar el impacto de sus desechos al medio ambiente. Los productores agrícolas de Comercio Justo minimizan su impacto ambiental, mediante el mínimo uso de pesticidas o el uso de pesticidas orgánicos en sus métodos de producción, cuando sea posible.

Los compradores e importadores de productos de Comercio Justo dan prioridad a los productos hechos con materias primas procedentes de  fuentes sustentables, y que tienen el menor impacto al medio ambiente. Todas las organizaciones usan, en la medida de lo posible, materiales reciclados/reciclables o de fácil descomposición para sus embalajes, y envían los productos por mar preferiblemente.

  • Visto: 1382

FUNDACIÓN TALENTO COLECTIVO - PROYECTO TEJIDOS VITALES
FAIR TRADE / HANDMADE / NONPROFIT | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Productos con corazón Hechos en La Guajira Colombia por manos de mujeres wayuu.

Suscríbete a Talento Colectivo